Mi vida es un caos: Trastorno Límite de Personalidad

Trastorno-Límite-de-Personalidad-psicologo-murcia
¿Qué encontrarás en esta entrada?

«El Trastorno Límite de la Personalidad es como estar atrapado en un constante torbellino emocional. El desafío radica en aprender a surfear las olas turbulentas y encontrar la calma en medio de la tormenta».

Marsha M. Linehan

Esta entrada de Blog surge con el objetivo de hacer visible uno de los Trastornos de Personalidad que más sufrimiento provoca en las personas que lo padecen y sus familiares.

Nos gustaría reflejar desde un punto de vista personal y profesional nuestra experiencia con las personas que presentan un Trastorno Límite de Personalidad y han acudido a nuestro Centro de Psicología en Murcia buscando ayuda psicológica para paliar su sufrimiento.

Podemos decir que, el Trastorno Límite de Personalidad, es uno de los trastornos que más prevalece entre las personas que acuden a nuestra consulta actualmente. Por ello, hemos considerado necesario escribir esta entrada en nuestro Blog de Psicología.

Nos sumergiremos en los desafíos y las realidades de quienes viven con este trastorno, así como en el impacto que tiene en sus relaciones y en su vida diaria. A través de estas líneas, buscamos crear conciencia y comprensión sobre el Trastorno Límite de Personalidad, así como transmitir un mensaje de esperanza para aquellas personas que han sido diagnosticadas.

¿Qué es el Trastorno Límite de la Personalidad

Las personas con Trastorno Límite de Personalidad  presentan un caos emocional que les impiden funcionar con normalidad en su vida cotidiana si no están recibiendo el tratamiento adecuado.

Por ello, la característica principal del Trastorno Límite de Personalidad es la inestabilidad emocional que les interfiere en todos los ámbitos de su vida.  En consulta, muchas veces expresan su deseo por dejar de sentir: «sólo quiero no sentir, que no me afecten tantos las cosas, dejar de sufrir».

Generalmente las personas que sufren este Trastorno de Personalidad son conscientes de que distorsionan la realidad. Su visión del mundo difiere significativamente de la que tienen las demás personas. Muchas veces interpretan erróneamente las miradas, las palabras y las intenciones de las personas con las que se relacionan, ocasionándoles grandes dificultades para mantener relaciones a lo largo del tiempo.

Saben qué tienen que hacer para que las cosas les vayan mejor y mejorar su calidad de vida. Pero, se sienten incapaces y consideran imposible cambiar; esto les genera una gran sensación de culpabilidad y frustración.

Sus sentimientos les hace sentir vulnerables y en desventaja ante el mundo. La sensación de no encajar y la conciencia que tienen de “ser altamente sensibles”, hacen que permanentemente se encuentren buscando su espacio en un mundo percibido por ellos como peligroso, impredecible, lleno de personas dispuestas a hacerles sufrir. ¡Imaginaos qué difícil es vivir en una constante tensión!

Subir a una montaña rusa es divertido, incluso tener emociones intensas puntualmente puede resultar atractivo, pero, ¿os imagináis cómo sería vivir continuamente en una montaña rusa? ¡Resultaría agotador y la diversión brillaría por su ausencia!

Nos gustaría que esta entrada de nuestro Blog de Psicología sirviera para que vosotros, nuestros fieles lectores, pudierais poneros en la piel de las personas que sufren un Trastorno Límite de la Personalidad y de sus familiares.

¿Cómo se hace el diagnóstico?

Normalmente, cuando una persona acude a nuestro Centro de Psicología buscando ayuda psicológica, la primera pregunta que le realizamos es: “¿Cuál es el motivo que te ha traído hasta aquí?”.

En el caso de las personas con Trastorno Límite de Personalidad siempre solemos obtener respuestas que van en esta dirección:

  • Me siento sólo.
  • Me siento incomprendido, creo que no encajo.
  • Me siento incompleto, tengo una sensación de vacío en mi interior, no encuentro satisfacción por nada.
  • Me siento desmotivado, perdido, confuso.
  • Tengo cambios bruscos de humor.
  • Tengo a menudo problemas con otras personas.
  • Creo que soy muy sensible, me afecta todo mucho.
  • Me cuesta mucho trabajo organizarme a nivel de tareas de casa, estudios, trabajo, etc.

Estas palabras ya nos hacen barajar un probable diagnóstico de Trastorno de Personalidad. Continuamos indagando y, en la mayoría de las ocasiones, nos encontramos con inestabilidad emocional, una falta de identidad o una identidad difusa y un historial de continuas conductas impulsivas o destructivas (ingresos en urgencias por autolesiones, intentos de suicidio, intoxicación por abuso de sustancias, ataques de ira, problemas con la alimentación, relaciones sociales complicadas, problemas en los puestos de trabajo,  etc.) que normalmente hacen que coja fuerza nuestra hipótesis sobre el diagnóstico de Trastorno Límite de Personalidad.

Finalmente, el terapeuta realiza una evaluación psicológica exhaustiva en la que explora las distintias áreas de la vida de la persona:

  • Ámbito académico o laboral.
  • Amor, relaciones afectivas, sexualidad.
  • Relaciones sociales.
  • Familia.
  • Creatividad, pasiones, hobbies.

En terapia…

Un joven, con el que llevamos realizando terapia psicológica desde hace ya unos años, nos explicaba por qué sentía que su vida era un caos, y lo expresaba de la siguiente manera:

«Estoy perdido, pero no siempre me siento así, me pierdo y me encuentro, me pierdo  y me encuentro, me pierdo y me encuentro», «no sé qué lugar ocupo en ningún sitio, no sé qué rol debo tener en mi casa  o con mis compañeros, no sé dónde está mi sitio», «no tengo nada claro, para mí todo es difuso, no sé quien soy, ni que quiero, ni siquiera sé que me hace feliz», «no sé quién es la personas más importante de mi vida», «no sé quien soy», etc. 

Esto es solo un ejemplo de lo que ocurre durante la terapia psicológica con personas con Trastorno Límite de la Personalidad. Podemos ver como sienten mucha confusión principalmente sobre su identidad, al mirarse ven una neblina que les impide ver quienes son.

Hemos tenido la suerte, como profesionales especializados en salud mental, de conocer personas maravillosas diagnosticadas de Trastorno Límite de la Personalidad, que nos han enseñado a ver más allá de sus comportamientos inadecuados, reacciones exageradas o inoportunas. Nos han permitido comprender cómo piensan y cómo sienten.

Por ello, desde el equipo profesional de MindUp Psicólogos agradecemos a todas las personas que han acudido a nuestro centro depositando su confianza en nosotros para ayudarles en su lucha emocional. ¡GRACIAS!

Y por último…

Terminamos esta entrada de Blog sobre el Trastorno Límite de Personalidad  con un texto, «el reloj de arena«, escrito por la Psicóloga Laura Ageitos Miragaya, que a modo de metáfora nos describe cómo se sienten normalmente las personas con Trastorno Límite de Personalidad:

“Vivo en la parte de arriba de un reloj de arena. Todo a mi alrededor es vacío y éste ha acabado invadiendo todo mi ser.

Dependo de que alguien venga y le dé la vuelta. Cuando lo hace, aprovecho el tacto de sus dedor para meterme en su piel. Desde ese momento hago de su tiempo mi tiempo, de sus pasos; de su vida, mi vida.

Así, mi vacío se va llenando poco a poco con cada partícula de arena que va pasando. Pero la simple idea de que se olvide de volver a darme la vuelta y me abandone, me asusta tanto, que agoto todas mis fuerzas en intentar parar el tiempo”.

Nos gustaría terminar esta entrada con un mensaje  positivo y esperanzador: ¡TOD@S PODEMOS CAMBIAR!

Nuestra manera de pensar, sentir y actuar no es algo fijo e inmutable, podemos trabajar en terapia para obtener mejores resultados en nuestro día a día.

Si lo que hemos estado haciendo hasta ahora no nos ha dado buenos resultados, ¿no deberíamos plantearnos cambiar la manera que tenemos de hacer las cosas?, ¿por qué conformarnos con los que hacemos y no esforzarnos por mejorar para que las cosas nos vayan mejor?

No debemos olvidar que tener emociones no depende de nosotros, permanecer en ellas sí. Lo importante es lo que decidimos hacer con aquello que estamos sintiendo. Está en nuestras manos hacer un mal uso o no de aquello que sentimos.

La terapia psicológica es absolutamente necesaria para que el cambio sea posible, ¡os animamos a que inicies un proceso de terapia con un Psicólogo especializado en Trastornos de Personalidad! Si resides en Murcia y estás buscando un terapeuta para acudir de manera presencial a consulta, puedes contactar con nosotros.

Actualizado el 23/06/2023 por Sofía Gil Guerrero, Psicóloga General Sanitaria, Nº col.: MU2732.

¿Con ganas de más? Entradas relacionadas

¡MANTEN TU MENTE DESPIERTA!

¡Recibe todos nuestros artículos directamente en tu correo!

5 comentarios

  1. No siento q el articulo aclare que es un trastorno de personalidad, las caracteristicas que da bien podrian ser de alguien profundamente deprimido… no se si ahora se ponga de moda el termino «trastorno de la personalidad» como pusieron de modo el termino «bipolar»!?? Y la mayoria de gente que no ha vivido nunca nada de eso sigue absolutamente confundida solo repitiendo q todos son «bipolares»…. no se?!

    1. Buenos días Alejandra, muchas gracias por compartir tu opinión. Nos encanta que participéis y nos trasmitáis vuestras impresiones. Tienes razón en lo que comentas. El TLP es un trastorno de personalidad muy complejo y el objetivo de este artículo es simplemente dar algunas pinceladas sobre el TLP pero ni mucho menos es un artículo que refleje en su totalidad qué es un TLP. Nos gustaría ir publicando próximamente otros artículos sobre el TLP para continuar ofreciendo información sobre este trastorno de personalidad ya que en este caso simplemente hemos compartido algunas de sus características más sobresalientes. ¡¡GRACIAS!! Un abrazo.

    2. Hola Alejandra,

      Entendemos perfectamente lo que señalas. Este artículo habla de manera muy general de los síntomas más sobresalientes del TLP. Pero, para hacer un diagnóstico de TLP es necesario acudir a un profesional de salud mental para que realice una evaluación psicológica exhaustiva. Al ser este artículo una mera aproximación, puede dar lugar a confusión al ver que mucho de los síntomas puedes ser también compartidos por otros problemas de salud mental.

      En este post no aparecen recogidos todos los síntomas y matices que envuelven al TLP.

      Gracias por tu aportación,

      Un abrazo.

  2. Totalmente de acuerdo. Yo me siento así, y me sentí identificada en cada palabra. Me gustaría que compartan consejos para poder sobrellevar esta situación. Y quisiera saber si es grave, ya que cada dia me afecta mas, y no me deja vivir con normalidad. Desde ya muchas gracias

    1. Hola Malena,

      Muchísimas gracias por tus amables palabras. Nos alegra mucho saber que este artículo te ha resultado útil. Te tomamos la palabra. Prometemos hacer un artículo con recomendaciones claras para aprender a convivir con el TLP.

      Gracias de nuevo por tu interés en lo que publicamos.

      Un abrazo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cookies icono

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Si continúas utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo con nuestra política de cookies