Ansiedad Infantil

ansiedad infantil murcia psicologo

Ansiedad Infantil

Los niños y adolescentes, al igual que los adultos, experimentan ansiedad.  La ansiedad tiene una función adaptativa, tener ansiedad no es malo, lo que es perjudicial es que el niño o el adolescente experimenten ansiedad de manera excesiva.

La ansiedad es una reacción natural que permite a los niños y adolescentes responder y adaptarse de manera adecuada a los continuos cambios que se van sucediendo en su día a día. En concreto, la ansiedad actúa como una señal de alerta que advierte sobre un peligro futuro y por tanto, permite a los menores reaccionar de manera adecuada ante posibles amenazas.

La mayoría de niños y adolescentes aprenden a manejar adecuadamente las dificultades de su vida diaria, pero aun así, son muchos los niños que se sienten desbordados y se preocupan en exceso. Los trastornos de ansiedad es el problema psicológico más diagnosticado en la población infanto-juvenil.

La ansiedad es problemática cuando los niños o adolescentes sufren miedos intensos y se preocupan de manera desmesurada por acontecimientos o situaciones no peligrosas, ya que esto ocasiona un elevado malestar y la ansiedad termina interfiriendo en todos los ámbitos de la vida de los niños y adolescentes. La tensión física y la preocupación excesiva son las principales manifestaciones de la ansiedad.

Actualmente, los niños son partícipes de un estilo de vida caracterizado por continuos eventos estresantes y situaciones ansiosas. El elevado número de horas en los centro educativos, la excesiva carga de deberes, las actividades extraescolares, las evaluaciones continuas, los exámenes, las exigencias de los padres, la competitividad entre los alumnos, las comparaciones entre los iguales, etc.

Además, los menores tienen que adaptarse a los cambios físicos y emocionales que van experimentando según avanzan por las diferentes etapas de su desarrollo, siendo altamente estresante para ellos el paso de la infancia a la adolescencia.

Son muchos los niños y adolescentes que por sí mismos no pueden manejar adecuadamente la adaptación a los continuos cambios que van experimentando, y necesitan de una ayuda externa que les oriente en situación de incertidumbre y les facilite las herramientas necesarias para afrontar las dificultades sin miedo o ansiedad excesiva.

¿Cuándo iniciar un tratamiento psicológico para reducir la ansiedad del niño o adolescente?

  • Experimenta ansiedad excesiva y desmesurada ante estímulos que no son peligrosos.
  • La reacción no es adecuada ni proporcionada a la situación que la desencadena.
  • La intensidad de la ansiedad que experimenta es muy elevada.
  • La duración de la ansiedad es excesiva.
  • La ansiedad le causa un intenso malestar.
  • Presenta una preocupación constante.
  • La ansiedad interfiere en todos los ámbitos de su vida.

En MindUp Psicólogos ofrecemos un tratamiento psicológico para la ansiedad en niños o adolescentes centrado en práctica de la atención plena hacia el momento presente, trabajamos la no anticipación de hechos futuros, teniendo como principal objetivo entrenar la atención del niño y enseñarle a permanecer en el aquí y el ahora.

Además, consideramos importante dotar al niño de herramientas, como las técnicas de respiración y relajación, para que pueda combatir exitosamente futuras situaciones ansiosas de manera autónoma.

A su vez, el tratamiento psicológico para la ansiedad en niños o adolescentes implica la realización de un análisis exhaustivo de aquellas situaciones y acontecimientos que causan ansiedad a los menores, y de la manera de actuar, tanto de los niños o adolescentes como de sus familias, ante ellas. El tratamiento incluye también el entrenamiento a los padres o tutores, del niño o adolescente, para que sus respuestas, ante las reacciones de miedo o ansiedad del niño o el adolescente sean las adecuadas.

También, el tratamiento psicológico implica la creación de las condiciones necesarias que favorezcan la exposición, de manera progresiva y controlada, a aquellas situaciones que le generan ansiedad.

En definitiva, el tratamiento psicológico para la ansiedad infantil tiene como objetivos principales la reducción de la respuesta de ansiedad y la facilitación de estrategias y habilidades necesarias para que los niños y adolescentes puedan, por sí solos, afrontar  eficazmente aquellos estímulos que valoran como peligroso o amenazantes.